Un amor desde pequeño

enviado por Paola

Hola a todos, soy Paola tengo 21 años, mido 1,60, tengo un lindo cuerpo, soy chica full aun que solo tengo unas pequeñas tetitas gracias a las hormonas.
Para que entiendan les narrare un poco de mi vida, mi padre era un ingeniero tenia un buen trabajo y siempre nos daba mucho tiempo de calidad a mi y a mi madre, a pesar de su gran responsabilidad en su trabajo, mi madre dueña de casa, pero tenia un negocio de venta de joyas por catalogo, en ese entonces vivíamos en una villa privada muy linda, compuesta solo por 20 casa, mi único problema era que los chicos eran mayores que yo por 5 años o menores casi por lo mismo, así que no tenia muchos amigos con quien divertirme.
cuando yo tenia 9 años a una casa que estaba desocupada, por un tiempo llego Roberto, un chico solo 10 mese mayor que yo y su hermana que tenia 5 años mas que yo, su padre trabaja en la fuerza aérea y siempre lo trasladaban de ciudad, y su madre solo se dedicaba a cuidarlos, ella también fue militar pero lo dejo por sus hijos, así que siendo con Roberto de la misma edad eramos buenos amigos.
No se si solo era mi problema pero eramos muy inocentes en ese entonces para nuestros juego, paso el tiempo junto a Roberto y nuestros juegos, hasta que yo cumplí 11 y el tenia 12 años y aquí comienza todo.
El padre de Roberto a pesar de ser militar era muy simpático, así que dejo que su hija se pusiera de novio con un chico de la comunidad, ella ya tenia 16 en ese entonces, nuestros padres se hicieron muy amigos y aveces íbamos de paseo con los padres de Roberto o con los míos, su hermana me aceptaba como uno mas de la familia.
Un día mientras jugábamos vídeo juegos en la casa de Roberto, me pregunto si había besado a alguien alguna vez, le respondí que no por que era la verdad, no se si inocentemente me dijo, vi a mi hermana besar a su novio y me gustaría intentarlo, buscaras una chica para besar le pregunte, no respondió, aquí no hay chicas de nuestra edad, entonces dije inocente, podemos probar y veremos si nos gusta, yo seré primero la chica dijo, no entendí y escuchamos a su hermana llegar con su novio y los vimos besarse en la puerta de su casa, entendí a que se refería y le dije y si no me gusta, solo sera una prueba dijo, bueno acepte, Roberto es mas alto por 15 centímetros mas menos, puso sus manos en mi cuello y yo mis manos en su cintura, nos dimos un beso muy corto, y le dije, no me gusto mucho pero no esta mal, escuchamos a su mama que dijo, tu hermana llego Roberto, Luis (mi nombre de chico) debe irse, Roberto respondió 5 minutos para terminar la etapa y guardamos, bueno dijo su madre desde fuera, ahora te toca a ti dijo, bueno respondí, puse mis manos en su cuello lo mire asía arriba, me beso y sus manos tocaron mis nalgas y eso conecto algo en mi muy extraño, me encanto su beso, de hecho quise mas y esta vez fue mas largo, mientras mas me tocaba las nalgas mas quería que me besara, ya Roberto grito su madre y nos dejamos de besar y me fui a mi casa.
Durante toda la noche pensé en esa reacción que causo su beso en mi y no me explicaba el por que me gusto tanto, paso la semana y el viernes invite a Roberto a jugar vídeo juegos a casa, era temprano aun y mi padre llego, pidió pizza para todos y bebidas, mañana iremos a la piscina y Roberto vendrá con nosotros dijo papa, así que vayan a su casa y trae lo necesario, yo llamare a tus padres para que te quedes aquí e irnos temprano, buenísimo dijimos y fuimos a casa de Roberto, volvimos a jugar un rato mas vídeo juegos y mi padre dijo duerman luego, para que mañana no estén tan cansados, apagamos y nos metimos a la cama en polera y slip, dormíamos juntos siempre, pero esta vez fue diferente, nos besamos hace una semana, buenas noches Roberto le digo, Buenas noches dice el y me da un beso en la mejilla, lo quede mirando y el estaba de espaldas y me puse al sobre el solo la mitad de mi cuerpo y lo bese, el respondió y comenzó a tocar mi culo, fue fascinante, estuvimos así mucho rato y luego nos dormimos, al otro día nos comportamos como siempre, así paso un buen tiempo, cada vez que dormíamos juntos nos besábamos, yo era su nena, aun que nunca intento penetrarme solo besos, aun que no lo crean hasta que yo cumplí 14 años. el tiempo pasaba su padre pidió que lo dejaran en la ciudad sin que lo trasladaran a pesar de no subir de rango y todo eso, por eso no se fueron, por eso estuvimos juntos mucho tiempo.
En Internet busque varias formas de ser una chica, para Roberto, maquillaje, depilación y todas esas cosas, cuando cumplí los 14 como les dije, llego la fiesta anual de sus padres, ellos debían ir y siempre volvían muy tarde, su hermana salia con sus amigos y llegaba tarde también, así que nos quedábamos solo mucho tiempo ese día, jugábamos vídeo juegos y le dije a Roberto que iría al baño, como conocía bien la casa fui al cuarto de lavado, registre la ropa y encontré ropa de su hermana, fui al baño, un poco de maquillaje, peinado y volví.
Al entrar a la habitación Roberto me miro y le dije, quiero ser tu chica para que me beses, el solo me miro, así que abrí mis piernas y me senté a caballito sobre el y lo bese, su mano bajo la falda que encontré, tocando mis nalgas sobre la pantaleta de encaje, y mi pecho rosando el suyo con el sujetador relleno que llevaba bajo una polera de pabilos, era lo mejor que había sentido hasta ese entonces, sentí algo duro bajo sus pantalones en mi entre pierna, desabotone la falda y la quite por mi cabeza, luego mi polera, quede en ropa interior, le quite su polera, y lo bese con mas ganas, todo fue muy rico.
Baje hasta sus pantalones y los abrí, saque su polla y comencé a darle una mamada como lo vi en los vídeos de chicas, te gusta me dijo el, si le respondí, me quite las pantaletas le puse mucha saliva en su polla, me puse de espaldas y me senté sobre el, no creo que haya entrado toda, por que me dolió mucho, le dije que quería ser su nenita, me eche para atrás para besarle, paso el dolor y de apoco entro, follamos ese rato hasta que acabo en mi culo, nos sentamos un rato, el fue por unas bebidas, volvió con su pene limpio, tomamos un poco y volví a mamársela, me penetro nuevamente y fui su chica, por muchas horas.
Despues de esa noche, guardamos el secreto y Roberto le robaba ropa a su hermana y me la daba para vestirme para el, creo que nos enamoramos, paso el tiempo y eramos amantes en secreto, cuando el cumplió 18, busco donde trabajar y estudiar en la universidad a la vez, le fue muy bien, yo lo visitaba en su departamento durante un tiempo, cuando cumplí los 18 en secreto tome un curso de estética.
A los 19 decidi contarle todo a mis padres, así poder ir a vivir con Roberto, cuando le dije mi padre y mi madre me abrasaron y me dijeron por fin nos dices, ya sabíamos todo, así que con su permiso me fui donde Roberto, El decidió que era hora de contarle a sus padres, así que me vestí de nena muy linda y fuimos a su casa, ellos lo aceptaron diciendo que mis padres ya le habían contado, así que pudimos vivir tranquilos nuestro amor, hoy Roberto estudia y trabaja, yo atiendo en un salón de belleza, somo felices y soy por fin una chica full.
espero les haya gustado mi historia, junto al chico del que me enamore. besos a todos.

Ver más relatos eróticos