El curandero

enviado por Barroso

Soy hijo de madre soltera desde pequeño me gustaba ponerme la ropa de mis hermanas ahora a mis 18 años soy gordito un poco afeminado y con poco vello ademas de tener unos genitales pequeños.Me empezaron a salir barros en la cara por lo cual mi mamá me llevó donde un curandero de origen indigena quien era bastante guapo y siempre usaba pantalones ceñidos que dejaban ver unos enormes genitales,la primera vez me quedé mirándoselos el sonrió levemente.La receta era después de aplicarme una inyección que me dijo que eran vitaminas,me aplicó un enema, me exitó mucho la entrada del tubo en mi ano y sentir ese chorro de liquido tibio,esto lo tienes que hacer durante 15 dias cada mes,ademas te tienes que masturbar diariamente y untar en tu cara el semen.Debía ir a la cita cada mes durante 6 meses.
Seguí al pie de la letra su instrucciones y empecé a notar como desaparecía el acné de mi cara,la piel se volvía mas suave y mis pezones se hinchaban y me dolían sobre todo en las noches.Cada mes me aplicaba una nueva inyección y poco a poco me empezaron a crecer mis teticas casi para usar brasiere y mi cola se fué agrandando y sentí un placer inmenso en contemplar a los hombres sobretodo sus penes en internet.
El curandero enpezó a frecuentar mi casa con el pretexto de ver como iba su tratamiento y se encerraba con mi mama en su cuarto por horas enteras.
Mi madre se dió cuenta de mi transformación y me dijo no te preocupes hijo que yo te apoyo para lo cual me regaló la ropa femenina que necesitaba para usarla diariamente.
En el ultimo de tratamiento ya mis senos bailaban cuando caminaba sin brasiere y mis nalgas eran redonditas y prominentes mi piel era suave ,había perdido casi toda el vello y mis genitales se volvieron diminutos.
Mi madre había salido de la ciudad en ese fin de semana por cuestión de trabajo.Ese viernes en la noche me apliqué el enema y tomé una ducha caliente y me perfumé discretamente.Tocaron la puerta y era el "doctor" que al parecer no sabía que mi mamá no estaba me recibió con beso que me hizo estremecer,llevaba una camiseta roja que mostraba un pecho peludo y unos pantalones blancos ajustados que dejaban ver un bulto gigantesco.No sabía que hacer,estaba confundida sin embargo lo hice pasar y le ofrecí un trago de wiskey noté su mirada lasciva cuando estaba sirviendo el licor y cuando caminaba que movía mis caderas y bailaban mis teticas y nos sentamos en un sofa de la sala y empezamos a conversar ,poco a poco se me fué acercando dandome besos en el cuello yo permanecía muda pero muy exitada,su pene se ponía cada vez mas erecto, me empezó a acariciar mis senos y a pellizcarme los pezones y a darme besos en la boca ,puso mi mano sobre su verga,era la primera vez que tocaba una de verdad,yo estaba fuera de mi, se abrió la bragueta y apareció ese pene enorme palpitante con unas guevas grandotas llenas de leche cogió mi cabeza y me la metió en la boca instinivamente empecé a chupar "que bien lo haces putica mejor que tu mamá" esas palabras me exitaron mucho.Luego me bajó mis calzoncitos y se dirigió a mi culito me lubricó con una crema y me metió primero un dedo y luego dos,me fascinaba lo que estaba haciendo me abrió mis piernas y poco a poco me lo fué metiendo ,al principio me dolió pero luego sentí llemo mi culito con esa verga empezó a meterlo y sacarlo frenéticamente me produjo mi primer orgasmo con derramada "putica lo tienes estrechito y estás mejor que tu mama" me decía y luego sentí un chorro de semen tibio dentro de mi ,que cosa tan rica, se levanto al baño lo seguí con mis paties empapados de semen cuando estaba orinando le tomé la pollota con una mano y las pelotas con la otra hasta que terminó luego se la limpié con mi boca.
Estaba exausta me dolia mi agujerito mucho "Te desvirgé perrita de ahora en adelante serás un puta buscando machos para que te lo metan" me dijo y me entrego un tapón para que me lo metiera por detras con un boton que prendía un vibrador nuevamente tuvé un orgasmo poderoso ,me besó en la boca y se fué.
No le quize contar a mi madre ,el hecho fué que el señor no volvió a la casa.
La obcesión de sentir nuevamente una polla adentro de mi se fué haciendo cada vez mas fuerte no me servía ya el consolador,hasta que un fin de semana en la noche que mi mamá no estaba recorde que el piso de encima vivia un estudiate de raza negra con quien nos saludabamos, me decidí ir a buscarlo a su apartamento,se sorprendió cuando me vió le conté que quería invitarlo a tomar unos tragos a mi casa a lo cual me contestó que no podía porque estaba estudiando le insistí y me aceptó con la condición que fuera uno solo,estaba vestida con una blusa vaporosa que dejaba ver el brasiere transparente y mis pezones y unos shores blancos de seda que tranparentaban mis calzones rosados, bajamos a mi casa cuando le servía los tragos noté que se estaba empezando a exitar y a tener una erección que disimulaba con sus manos ,nos sentamos un poco distanciados y enpezamos a conversar ,había puesto una música romántica.Tomé la iniciativa y empecé a besarle la nuca pero me re chazó al principio pero luego comenzó a acariciarme las piernas de inmediato me lancé sobre su verga y empecé a tocarsela muy pronto se la estaba sacando de su pantaloneta y estaba observando esa cosa tan divina gruesa y grandota la cual chupé con delirio ,solamente se retorcia, me desvestí delante de el y la pedí que hiciera lo mismo y lo hice parar delante mio que espectaculo ver esa enorme polla de ébano parada "Métemela papito soy tu putica" abrí las piernas y senti como me penetraba lentamente y luego de varias bombeadas llenó mi culito con abundante leche que me chorreaba por los muslos "ahora si puedes irte a estudiar me dejaste satisfecha mi negrito divino" Me dió un beso y se fué.
Me habian seducido y desvirgado,me convirtieron en una putica, fuí capaz de seducir a un macho ,era ya toda una hembra.
Besos

Ver más relatos eróticos